Esos locos bajitos*

Posted by : Le poinçonneur | 7 dic. 2010 | Published in



A Miguel Gila.

A menudo los hijos se nos parecen,
así nos dan la primera satisfacción.
Ésos que se menean con nuestros gestos,
echando mano a cuanto hay a su alrededor.

Esos locos bajitos que se incorporan
con los ojos abiertos de par en par,
sin respeto al horario ni a las costumbres
y a los que, por su bien, hay que domesticar.

Niño,
deja ya de joder con la pelota.
Niño,
que eso no se dice,
que eso no se hace,
que eso no se toca.

Cargan con nuestros dioses y nuestro idioma,
con nuestros rencores y nuestro porvenir.
Por eso nos parece que son de goma
y que les bastan nuestros cuentos
para dormir.

Nos empeñamos en dirigir sus vidas
sin saber el oficio y sin vocación.
Les vamos trasmitiendo nuestras frustraciones
con la leche templada
y en cada canción.

Nada ni nadie puede impedir que sufran,
que las agujas avancen en el reloj,
que decidan por ellos, que se equivoquen,
que crezcan y que un día
nos digan adiós.

Joan Manuel Serrat, En tránsito. Sony-BMG, 1981.

*No tengo hijos ni preveo tenerlos. Y no por egoísmo -como muchos me afean, ignorantes-, sino por lo contrario: para mí, un niño -cualquier niño- es un tesoro tan importante que si no se está en condiciones de darle el cien por cien, es mejor abstenerse. Ni mis circunstancias ni mi talante están hechos, hoy, para educar, y mañana será ya tarde. En memoria de la paternidad que no vendrá les dejo esta conocida, bellísima y muy conmovedora letra. Feliz fin de puente.

VIÑETA: QUINO/LUMEN.

(6) Comments

  1. Ninguno said...

    Cuanta verdad hay en esta letra de Serrat sobre el papel de los hijos.
    También estoy contigo en lo ignorantes que son los que nos tachan de egoistas a los que preferimos no tenerlos. Egoistas suelen ser esos padres que tienen a sus hijos como si fueran algo de su propiedad, como aquel que tiene un solar vamos, y así les manejan a su antojo y hasta especulan con ellos, pretendiendo incluso que sean una garantia para su futuro (del de los padres).Van listos, está visto que los hijos en cuanto que pueden se rebelan y se niegan a ser propiedad de nadie, y con razón.

    7 de diciembre de 2010, 14:23
  2. troyana said...

    Vaya,pues no podría estar más de acuerdo contigo y con Ninguno.Me encanta por cierto,la canción de Serrat.
    bsos

    7 de diciembre de 2010, 16:04
  3. Anónimo

    Genial. Tens les teves raons i les respecto pero entre tu i jo (ara que no ens escolta ningú)series un molt bon pare.
    Maria

    7 de diciembre de 2010, 16:08
  4. alex said...

    La decisión de ser padre conlleva una serie de responsabilidades que muchos ignoran. La de no serlo también. De algún modo estás privando de ti a alguien que lo necesita. Ambas opciones deberían ser objeto de reflexión profunda antes de encararse.

    Si lo tienes claro y esta es tu decisión, bien por ti. Si en algún punto del camino cambias de opinión, igual de bien por ti. A mí me da la sensación de que eres un tío estupendo.

    7 de diciembre de 2010, 18:58
  5. Blue said...

    Poinconneur, "la paternidad que no vendrá" suena fuerte.
    Es una decisión muy personal y respetable.

    Saludos.

    8 de diciembre de 2010, 0:15
  6. Le poinçonneur said...

    Gracias a todos por vuestros comentarios, una vez más.

    Simplemente, no me considero capacitado para ejercer de padre como a mí me gustaría, y, como digo, los niños merecen más de lo que yo probablemente podría darles. También es cierto que me he vuelto comodón, y que me veo, en las madrugadas, más caro a encadenar gintonics que a cambiar pañales, pero esta ni es la razón última ni siquiera la principal.

    Si me hubieran dicho a los 17 o 18 años que jamás tendría hijos hubiera acabado en el psiquiatra. Ahora, simplemente, lo encajo como la decisión más coherente.

    Luego está, claro, el placer de malcriar a los de los próximos y de acumular sobrinos postizos cara a los próximos Reyes. Que ya son unos cuantos.

    I Marieta, si jo sabés que seria un 10% de bon pare del que tu ets de bona mare no en tindria 1, en tindria un equip de futbol.

    A todos y a todas, besos.

    8 de diciembre de 2010, 3:18